No lo viste? PRISION SONGS

Por Gabriel Grätzer

El sistema esclavista que, hipotéticamente quedó abolido en los Estados Unidos a partir del fin de la Guerra de la Secesión en 1865, no lo estuvo en la práctica.

Los afroamericanos, lejos de gozar de las nuevas libertades, continuaron sufriendo con la discriminación, el abandono del sistema y la exclusión social.

En ese contexto, las penitenciarias de los Estados de Mississippi, Lousiana o Texas, eran verdaderos campos de concentración donde, hasta bien entrada la década de’70, los negros eran tratados como infrahumanos. Desde 1933, John y Alan Lomax, continuaron con la valiosa tarea iniciada por John Work 1928, de recopilar música folklórica afroamericana en sus formas más puras en una misión que les había encomendado la Biblioteca del Congreso de Washington para completar su archivo folklórico.

Sin dudas, que entre las manifestaciones más extraordinariamente ancestrales, con raíces africanas de los tiempos de la esclavitud y descontaminadas de las modas comerciales del Blues de entonces, estaban aquellas provenientes de las prisiones.

La mayoría de los presos cumplían cadenas perpetuas y no se les permitía, más que cantar durante las horas de trabajos forzosos a los que era sometidos. Cantos que mantenían pura la semilla de los Hollers o las Worksongs de sus antepasados. En ese sentido, las filmaciones que, en 1966, Pete y Toshi Seeger, realizaron en la prisión de Hunstsville, en Texas, representan un gran documento para ilustrar en imágenes lo expresado.

Existen infinidad de discos y otras filmaciones, todas muy valiosas que permiten no sólo adentrarse en un campo social nefasto, sino en un mundo musical que desnuda la verdadera semilla del Blues desde su más profundo sentido rítmico, vocal y afectivo.

Recomiendo también seguir los links de los diferentes videos que van apareciendo a la derecha de su pantalla como para ampliar en imágenes y sonidos los conceptos vertidos.

GABRIEL GRATZER: Fue distinguido como” Embajador Argentino del Blues en el Mundo” tras regresar de su gira Europea, Asiática y Sudamericana por 12 países y 47 ciudades. Es, desde 2000, el creador de la Escuela de Blues, que co dirige junto a Mauro Diana y Gabriel Cabiaglia. Abrió más de 50 shows internacionales de leyendas del Blues el Gospel y el Country de los Estados Unidos. Su tarea educativa con el Blues le valió el reconocimiento oficial dictando, desde hace más de 10 años, clases y conciertos didácticos a su vez que desarrolló una intensa tareasocial tocando en cárceles, hospital y asentamientos de bajos recursos). Es el editor de Notas Negras, revista de Blues de la Escuela de Blues.

No hay comentarios

Envia tu comentario


Queremos contactarnos con artistas y bandas de todo el país para establecer un vínculo que nos permita a todos llegar a lugares que de otra forma sería muy difícil

Sumate!
Pedi tu remera